Contar con una clínica veterinaria en Zaragoza que sea de confianza es fundamental para darle a tus mejores amigos peludos el cuidado adecuado de salud y bienestar, para que disfrute de una vida larga y feliz. 

Pero si hay un momento en que tu fiel amigo sufre como nunca ése es cuando tienes que salir a trabajar y se queda solo en casa durante horas. Quién más y quién menos ha sufrido o ha oído hablar de la ansiedad en nuestras mascotas, de los ladridos, de los destrozos que hace cuando se queda solo... Aquí tienes algunos consejos para aliviar su estrés.

Que tu perro haga ejercicio es muy beneficioso para su salud, tanto cuando es cachorro para crecer con fuerza como cuando es mayor para mantenerse activo y vital. Pero además, si logras que eche unas carreras durante veinte o treinta minutos antes de que salgas de casa lograrás que esté más relajado y cansado, por lo que los episodios de ansiedad serán menos habituales. 

Desde nuestra experiencia te aconsejamos no estimular a tus mascotas con ciertos gestos o palabras al llegar a casa. Habitualmente él se emocionará cuando regreses al hogar saltando y ladrando. Lo mejor en esos casos es mostrar cierta indiferencia y alejarse, para saludarlo una vez que esté calmado. De esa forma no asociará tu llegada con esos momentos de excitación.

Los expertos también nos recuerdan la importancia que tiene que nuestra mascota no vincule determinados gestos a nuestra inminente partida. Así, intenta desactivar ciertas partes de tu rutina para que ésta sea impredecible. Por ejemplo, cuando coges la mochila y las llaves de casa, no te dirijas a la puerta sino que siéntate en el sofá y espera unos minutos antes de partir. Esto es una cuestión de costumbres y confianza.

Por último, recuerda que tu perro escucha y asocia sonidos a determinadas actitudes. Puedes emplear ciertas palabras como "ahora vengo" cuando salgas de casa para tranquilizarlo e indicarle que volverás.

Estamos seguros de que puedes conseguir que tus mascotas dejen de sufrir ansiedad cuando te vas de casa, es cierto que requiere constancia, pero piensa que con esfuerzo, si lo consigues ni ellos ni tú pasaréis malos ratos. 

En Clínica Veterinaria Utebo queremos ofrecerte la mejor atención integral para tus mejores amigos de cuatro patas, porque somos tu clínica veterinaria en Zaragoza.